Saltar al contenido
Remenaturalpara

ACNÉ » » Información, Síntomas, Tipos, Tratamientos y Como Prevenir

abril 1, 2019

Acné

El acné es un trastorno de la piel que ocurre cuando los folículos pilosos se tapan con grasa y células cutáneas muertas. A menudo, ocasiona la aparición de comedones, puntos negros o granos, y suele aparecer en la cara, la frente, el pecho, la parte superior de la espalda y los hombros. El acné es más frecuente en los adolescentes, aunque afecta a personas de todas las edades.

Hay tratamientos efectivos, pero el acné puede ser persistente. Los granos y erupciones sanan lentamente, y cuando uno empieza a desaparecer, otros parecen aflorar. Según su gravedad, el acné puede causar angustia emocional y dejar cicatrices en la piel. Cuanto antes inicies el tratamiento, menor será tu riesgo de padecer esos problemas.

Resultado de imagen para Acné

¿Que es el Acné?

El acné es una enfermedad que se caracteriza por la aparición de lesiones en la piel como consecuencia de una foliculitis, una inflamación y posterior infección del poro folicular (orificio de salida del pelo). Estas lesiones suelen ser granos, espinillas negras y parches rojos e inflamados, como quistes.

Este trastorno puede llegar a tener implicaciones psicológicas y sociales, especialmente entre los adolescentes y en las personas que trabajan de cara al público que, en ocasiones, tienen problemas en su entorno laboral porque no alcanzan el grado de presencia física exigido.

Sin embargo, el acné aparece en la mayoría de los casos durante la adolescencia, afectando aproximadamente al 80 por ciento de este grupo poblacional. Surge debido a la interacción entre hormonas, sebo y bacterias que viven sobre la piel o dentro de ella y también en el cabello. Durante la pubertad, aumenta la actividad de las glándulas sebáceas y, a menudo, el sebo seco, la piel descamada y las bacterias se acumulan en los poros de la piel formando un comedón, que impide que el sebo fluya desde los folículos pilosos atravesando los poros. Si el bloqueo es incompleto se forman puntos negros; si es completo, aparecen puntos blancos.

Resultado de imagen para Acné

Que es la causa del Acné

La causa más importante del acné o de las espinillas es infección de los folículos de pelo. Pues un niño logra pubertad los niveles de hormonas de sexo comienzan a subir. Éstos estimulan las características sexuales secundarias como el revelado del pelo en los axilas y la arista de encuentro y profundización de la voz.

Las hormonas también traen cambios alrededor de importantes en la piel. Estas hormonas estimulan varias casquillos del prensaestopas en la piel llamada las casquillos del prensaestopas sebáceas para producir más aceite, también llamado sebo. El sebo se libera sobre todo a través del árbol del pelo sobre la piel. Su función principal es lubricar y proteger la piel.

Imagen relacionada

Cual es la Bacteria que causa el Acné

Cuántas veces se habrá preguntado por qué usted tiene acné y su vecino no. Un nuevo estudio publicado en la revista de dermatología de mayor impacto, ‘Journal of Investigative Dermatology’, por fin tiene una respuesta. Señala una clara culpable: la bacteria del acné, que no tiene el mismo comportamiento en todos los tipos de piel.

Según los autores de la investigación, de la Universidad de California en Los Ángeles (UCLA), dichas bacterias pueden contener cepas ‘malas’ o ‘buenas’. En el primer caso, causan granos y en el segundo no sólo no los provocan sino que ejercen un papel protector de la piel.

En estudios anteriores, ya se había descubierto que existe un microbio (Propionibacterium acnes) que tiene una influencia directa en la aparición del acné, una de las patologías más frecuentes de la piel y que afecta al 80% de la población en algún momento de su vida. ‘Propionibacterium acnes’ se desarrolla en la parte más profunda del poro y cuando agrede al sistema inmune se originan las espinillas. Sin embargo, lo que no se sabía es que esta bacteria es más compleja de lo que se había pensado.

Cuanto tiempo tarde en desaparecer el Acné

Este es un proceso biológico bastante complejo, ya que el tiempo que habrá que esperar para la desaparición de las manchas dependerá de cada individuo. Además, otros factores importantes son la intensidad del acné, la edad del sujeto y la exposición a los rayos del sol.

En un adolescente, una mancha oscura de acné puede tardar en desaparecer entre 30 y 45 días. Esto se debe a que su piel es capaz de regenerarse a una gran velocidad. En cambio, una persona mayor de 25 años puede necesitar más de tres meses.

Hay que tener en cuenta que, cuando el acné aparece en adolescentes, a los 25 años está completamente curado en el 93 % de los casos. En cambio, cuando aparece en edades posteriores o se mantiene a partir de ese momento, puede durar hasta los 45 años fácilmente.

Imagen relacionada

Tipos de Acné

  •  Comedón:  es la lesión característica del acné, y manifiesta la obstrucción y taponamiento
    con sebo y queratina del canal folicular, por lo que representan a las lesiones por retención.
    El comedón es asintomático, y puede ser cerrado o abierto.
  • – Pápula: es una lesión evolutiva del comedón cerrado. El comedón enrojece y aumenta
    de tamaño quedando configurada una zona eritematosa elevada. Representan la inflamación
    del comedón. Esta lesión puede involucionar a mácula o dar lugar a lesión pustulosa.
  • – Pústula: es una elevación de la piel de contenido purulento y profundidad variable, que
    se acompaña de escozor y dolor.
  • – Nódulo: lesión profunda y dolorosa, en la que hay inflamación de todo el folículo y de la
    dermis adyacente. Puede dar lugar a abscesos con posterior drenaje del contenido.
    Responsable de la mayoría de cicatrices.
  • – Quiste: tiene un tamaño variable y contenido purulento. El folículo piloso se destruye
    y se produce una importante reacción inflamatoria. Se presenta como un bulto muy
    doloroso.
  • – Mácula: es la lesión inflamatoria en la piel ya curada, que deja en la piel durante un
    tiempo variable un color violáceo que desaparecerán en meses.
  • – Cicatriz: es la lesión residual que queda en la piel como consecuencia de la destrucción
    de la piel. Pueden ser atróficas (depresión de la piel) o hipertróficas (elevación de la piel).

En cuanto a los distintos grados podemos distinguir los siguientes:

  • – Preacné o de grado 0. Se caracteriza por dilatación de los folículos sobre todo en frente
    y mejillas. Se observa “piel grasa” con algún comedón aislado.
  • – Acné comedoniano, leve o de grado I. Acné no inflamatorio que se caracteriza
    por la presencia de comedones abiertos y/o cerrados.
  • – Acné pápulopustuloso, moderado o de grado II. Acné inflamatorio en el que
    predominan pápulas y pústulas que afectan sobre todo a la cara.
  • – Acné pústulo-nodular, grave o de grado III. Acné que presenta numerosas pápulas y pústulas que evolucionan a nódulos o quistes con edema y eritema que normalmente originan cicatrices. Afecta a la cara y se extiende al torso y espalda.
  • – Acné nodulo-quístico, muy grave o de grado IV. Es el acné que evoluciona a nódulos quísticos que siempre dejan cicatriz y afecta tanto a la cara como al tronco.

Síntomas del Acné

  • Comedones cerrados (poros tapados)
  • Comedones abiertos (poros abiertos)
  • Irregularidades sensibles rojas y pequeñas (pápulas)
  • Granos (pústulas) que son pápulas con pus en la punta
  • Bultos grandes, sólidos y dolorosos que están debajo de la superficie de la piel (nódulos)
  • Bultos dolorosos, llenos de pus que están debajo de la superficie de la piel (lesiones císticas)

Imagen relacionada

Como prevenir el Acné

  • Limpiar la cara dos veces al día. De esta manera se puede quitar el exceso de grasa de la superficie y las células muertas de la piel que pueden bloquear los poros. Sin embargo, hay que tener en cuenta que la limpieza excesiva puede causar daños, como resecar la piel en exceso o irritar el acné persistente.
  • Aplicar los productos recomendados para tratar la afección de forma tópica después del lavado.
  • Secar la piel sin frotarla.
  • Practicar deporte al aire libre y lavarse la cara después de realizarlo para evitar que la sudoración tapone los poros.
  • Reducir el contacto del pelo con la piel de la cara. De hecho, los expertos no recomiendan llevar flequillo ni largas melenas.
  • Intentar no abusar de alimentos como el cerdo, la bollería, el marisco, el alcohol, los frutos secos, los quesos fuertes y los alimentos que contienen chocolate.
  • Elegir cosméticos que no contengan aceites o grasas en su composición.
  • Seleccionar fotoprotectores que no sean grasos.
  • No tocar los granos.
  • Tener paciencia: el acné tarda mínimo tres meses en curarse.
  • Evitar el estrés.
  • No compartir tratamientos con otras personas que tienen o hayan tenido acné.
  • No tratar las cicatrices mientras las lesiones estén activas.

Remedios Naturales para tratar el Acné

1. Comer sano

Para combatir el acné no solo debes tener en cuenta la higiene facial, sino también, una serie de buenos hábitos. Y a pesar de que no se ha comprobado que la alimentación influya directamente en la aparición de brotes o del acné como tal, cuidarla no está de más.

Recordemos que la piel es un reflejo del estado de salud general del cuerpo, por lo tanto, al cuidar la salud, su aspecto mejora de forma considerable.

Entonces, en lo que respecta la alimentación, se recomienda evitar los alimentos procesados y precocidos, las frituras, el azúcar refinado y las golosinas. Aunque parecen muy apetitosos y sacian tus ansias de comer, no aportan nada bueno, a nivel nutricional.

  • Incluye en tu dieta más vegetales, hortalizas, verduras y frutas naturales.
  • También evita los productos lácteos: su composición tiene elementos inflamatorios, así que pueden empeorar los rastros de las manchas.

Resultado de imagen para Comer sano

2. Usa miel de abejas

La miel de abejas es una sustancia natural que tiene propiedades antibacterianas, así que, al aplicarla directamente sobre el rostro, puede ayudar a la aparición de agentes extraños en tu cuerpo.

Toma un poco de miel frótala sobre tu rostro. A continuación, realízate un masaje: haz movimientos circulares para activar la circulación sanguínea. Finalmente, lávate la cara con agua tibia y repite cuantas veces quieras. También puedes prepararte la siguiente mascarilla.

Ingredientes
  • 2 cucharadas y media de miel (25 g).
  • Opcional: 1 cucharadita de canela (5 g).
Elaboración
  • Combina ambos ingredientes en un recipiente y revuelve hasta obtener una sustancia pastosa.
Aplícala sobre los granos.
  • Déjala actuar durante unos 10- 15 minutos.
  • Retira con agua tibia.
  • Repite el tratamiento durante dos semanas: te sorprenderás con los resultados.

Resultado de imagen para Usa miel de abejas